23.5 VALORACIÓN DEL ESTADO DE CHOQUE

23.5 VALORACIÓN DEL ESTADO DE CHOQUE

Evaluación de la escena

Al acercarse a la escena, este alerta sobre posibles peligros potenciales para su seguridad, y sus compañeros tales como cables caídos de alta tensión, trafico rápido de autos, o cualquier otra cosa que amenace su seguridad.  Cuando vea al paciente por primera vez, observe la escena y al sujeto, buscando indicios para determinar la naturaleza de la enfermedad o el mecanismo de lesión.  Las dolencias médicas implican por lo general un solo paciente, pero siempre asegúrese de que solo tiene un paciente que atender.  Es común que los incidentes traumáticos involucren a más de un paciente; obtenga un recuento apropiado de todos los pacientes.

Evaluación inicial

Impresión general

Cuando vea por primera vez al paciente, fórmese rápidamente una impresión general.  Esto incluye edad, sexo, signos de sufrimiento, lesiones obvias amenazantes de vida, posicionamiento anormal y color de la piel.  Estas observaciones le ayudaran a desarrollar una sensación inicial de urgencia del paciente que parece “enfermo”.

Una vez que está cerca del paciente, determine la necesidad de inmovilizar la columna cervical y evalúe el nivel de conciencia del paciente utilizando la escala AVDI (Despierto y Alerta, responsivo a estímulos Verbales o Dolor, e inconsciente).   Un paciente que tiene alterado su nivel de conciencia, NDC, puede necesitar tratamiento de urgencia de su vía aérea.  Si el paciente está despierto y alerta, determine la molestia principal.

Vía aérea y respiración

A continuación examine la vía aérea, para asegurarse de que esta permeable.  Si el paciente esta despierto y respondido preguntas, la vía aérea esta permeable.  Este alerta alerta también con relación a ruidos anormales de la vía aérea, como gorgoteo, aspiración de la vía aérea o estridores, que son indicadores de una obstrucción parcial.  Si el paciente está despierto y responde preguntas, no se necesita una cánula en la vía aérea; considere un dispositivo adjunto, como una cánula orofaringea o nasofaríngea en un paciente con NDC alterado.

Luego, debe evaluar rápidamente la respiración en el paciente.  Así como inspeccionar y palpar la pared torácica, para evaluar por DCAP-BLS. (Deformidades, Contusiones, Abrasiones, Punciones/penetrantes, quemaduras Burns, Laceraciones y edemas Swelling).  Observe al paciente con relación a posibles signos de uso de los músculos accesorios, como los músculos del cuello, retracciones intercostales o uso anormal de los músculos abdominales.  El aumento de la frecuencia respiratoria, es a menudo un signo temprano de estado de choque inminente.

Debe evaluar los ruidos respiratorios del paciente con un estetoscopio, escuchando posibles ruidos sibilantes u otros ruidos respiratorios anormales.  Una vez que ha completado la evaluación de la respiración, proporcione al paciente oxígeno en flujo alto o si es necesario, respiraciones asistidas con un dispositivo de bolsa-válvula-mascarilla.

Circulación

A continuación debe evaluar el estado circulatorio del paciente.  Verifique la presencia del pulso distal y si no puede obtenerlo, evalúe el pulso central.  Determine rápidamente si el pulso, es rápido, lento, débil, fuerte o ausente por completo.  El pulso rápido sugiere un choque compensado.  En el coque compensado, la piel puede estar fría, viscosa o ceniza.  Si el paciente no tiene pulso y no está respirando, empiece de inmediato la reanimación Cardio-pulmonar o RCP.

En pacientes de trauma, asegúrese de haber evaluado e identificado cualquier hemorragia que ponga en peligro la vida; si descubre una hemorragia grave, trátela de inmediato.  También debe evaluar rápidamente la temperatura, el estado y color de la piel, así como también debe verificar el tiempo del llenado capilar.

Decisión de transporte

Una vez que ha evaluado la perfusión, puede determinar si el paciente debe ser tratado con alta prioridad, si se necesita SVA y a que servicio u hospital debe ser transportado.  Por lo general, los pacientes en choque o un ML sospechoso, deben ser transportados a un centro de trauma.  A veces, los protocolos dictan que el paciente se debe transportar al hospital más cercano, para estabilizarlo antes de transferirse a un centro de trauma especializado.

Historial y examen físico enfocados

Una vez determinado que la evaluación inicial está completa y se han atendido todas la amenazas de vida encontradas durante la evaluación, comience el historial y el examen físico enfocados, basados en la  molestia principal del paciente y el grado de trauma incurrido.  Obtenga un historial y efectúe una evaluación continuada específica para las molestias o problemas y regiones del cuerpo afectadas.

Examen físico rápido o enfocado

Si su paciente es un sujeto traumatizado, con un mecanismo de lesión significativo o con múltiples lesiones y además le da una impresión general pobre o encuentra problemas en la evaluación inicial, practique un examen físico rápido.  Si el sujeto tiene un problema médico pero no es responsivo o se notaron problemas en la evaluación inicial, efectúe un examen físico rápido.  Estas evaluaciones rápidas deben realizarse inmediatamente, de forma pronta pero razonada para asegurar que no pasa inadvertido algún problema significativo, que ponga en riesgo la vida o se retrase el cuidado necesario.

Signos vitales iniciales

Obtenga una toma completa de los signos vitales.  Si el estado del paciente es inestable, o puede volverse inestable, en este caso revalúe los signos vitales cada 5 minutos; si el paciente está en condición estable, entonces revalúe sus signos vitales cada 10 o 15 minutos.   Los signos vitales iniciales le ayudaran a apreciar la tendencia en los cambios del paciente.

Historial SAMPLE

Ahora debe obtener el historial SAMPLE del paciente.  Recuerde que si su paciente tiene un cambio importante en el nivel de conciencia o NDC antes de llegar al hospital, deberá informar al personal del hospital este dato relevante.

Intervenciones

Con base en los hallazgos de su evaluación, debe determinar qué intervenciones son necesarias en su paciente; es importante enfocarse en dar soporte al aparato cardiovascular.  Tratar el choque temprano y eficazmente, le ayudara a prevenir que una perfusión inadecuada perjudique a su paciente.  Administre oxígeno y coloque a su paciente en posición de choque.

Examen físico detallado

Si el tiempo lo permite y el estado del paciente es estable, practique un examen físico detallado.  Este examen minucioso de cabeza a pies, incluye una evaluación neurológica completa; pero si el paciente esta críticamente enfermo y se encuentra con problemas en la evaluación inicial, es posible que no tenga oportunidad de practicar el examen físico detallado.

Si su paciente tiene un mecanismo de lesión simple, como por ejemplo un esguince o torcedura de tobillo, realice un examen físico enfocado en el área de la lesión, si encuentra un problema que pone en peligro la vida del paciente, trátelo inmediatamente.  El examen físico enfocado y el examen físico rápido, también lo ayudarán a identificar las lesiones que deben atenderse , cuando se acondicione al paciente para su transporte.

Evaluación continua

Esta parte de la evaluación del paciente es muy importante en sus cuidados.  La regla general es evalúe-intervenga-reevalúe.  Esta parte de la evaluación reconsidera la evaluación inicial, los signos vitales y el tratamiento proporcionado al paciente, incluyendo la administración de oxígeno.  Corresponde de igual manera evaluar al paciente para determinar si las intervenciones realizadas están teniendo algún efecto.  Este paso lo prepara para presentar el paciente al hospital con una relación completa y concisa de su atención.

Comunicación y documentación

Los pacientes que están en choque descompensado, necesitan intervenciones rápidas para restaurar una perfusión adecuada.  Es posible que el hospital tanga sugerencias de tratamientos para el aparato cardiovascular debilitado.  La mayor parte de las intervenciones para tratar el choque no requieren de orden médica determinada.  Por ejemplo: en algunos sitios permiten que el TEM-TUM-TES, le ponga al paciente un pantalón neumático anti-choque PNA, pero requiere de una orden verbal directa de la dirección médica antes de inflarlo.  Conozca y siga las directrices para el uso de un PNA.  Basado en los signos y síntomas encontrados en su evaluación, determine, si su paciente está en choque compensado o descompensado.  Documente estos resultados después de que le haya tratado.

 

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: