20.5 EVALUACIÓN

20.5 EVALUACIÓN

Evaluación de la escena

El nacimiento de un bebe, rara vez es un evento inesperado, pero hay ocasiones en las cuales el parto se convierte en una emergencia.  Los protocolos del CECOM, por lo general incluyen preguntas simples para determinar si el nacimiento es inminente.  Es posible que de la central de comunicaciones, le trasmitan parte de esa información para ayudarle a prepararse para la situación.  Las condiciones pueden ser consecuencia de un traumatismo o de afecciones médicas, o simplemente es posible que solo sea “hora” de parir.  Dado que el equilibrio de una mujer embarazada se altera, debido a que lleva al feto en su cuerpo, y que hay hormonas que relajan los músculos, las caídas deben ser consideradas para estabilización de la columna.

Su primera preparación para el parto, debe ser tomar las precauciones ASV adecuadas.  Los guantes y la protección ocular debe ser lo mínimo cuando se inicie el parto o este haya terminado, si tiene tiempo de preparse para el parto, también deberá usar mascarilla y bata.

Las amenazas acostumbradas para su seguridad estarán presenten en esta y otras situaciones médicas, no relaje sus observaciones ni las precauciones de seguridad porque el parto este en proceso, o la familia este angustiada. Apresurarse no solo podrá dañar al TEM-TUM TES, sino también al bebe y a la madre.  Mantenga la calma y el profesionalismo.

Evaluación inicial

Impresión general

La impresión general de la habitación es un buen inicio, que deberá indicarle si la madre está en trabajo de parto o su tiene unos minutos para determinar si el parto es inminente.  La queja principal puede ser: “!ya viene el bebé!”.  Tome un momento para evaluar la queja principal y confirmar si el bebe ya viene o si tiene algún tiempo para evaluar la situación.  Cuando el traumatismo u otros problemas médicos son la situación de presente, valore esto primero y luego determine el impacto de estos problemas sobre el feto. Utilice la escala AVDI para determinar el nivel de conciencia. (Alerta y despierta, responde a estímulos verbales, responde al estímulo doloroso, no responde es decir, se encuentra inconsciente).

Vía aérea, respiración y circulación

Durante un parto sin complicaciones, por lo general no son factores la vía aérea, la espiración y la circulación.  No obstante, en una colisión de vehículos, un ataque o cualquier problema médicos en una mujer embarazada.  En estas situaciones evalúe la vía aérea, la respiración y la circulación, para asegurarse de que son adecuadas y trate cualquier problema de la vía aérea, respiración o circulación que identifique, de acuerdo con los lineamientos establecidos y el protocolo local.

Decisión de transporte

Si el nacimiento es inminente basándonos en los signos y síntomas, prepárese para efectuar el parto en la escena. El lugar ideal para el nacimiento de un bebe es en la seguridad de la ambulancia o la privacidad del hogar de la madre.  Sino están disponibles estos sitios, evalúe la escena en busca de la mejor área a utilizar su el parto es inminente.  Esta área de ser tibia y privada con suficiente espacio para moverse.

Si el nacimiento es inminente, prepare a la paciente para su transporte.  Las mujeres embarazadas en los dos últimos trimestres de la gestación, deberán transportarse recostadas sobre el lado izquierdo siempre y cuando sea posible.  Esto evitara que el peso del bebe oprima la vena cava y que se produzca el síndrome hipotensivo supino.  Si sospecha que hay una lesión espinal y está indicada la estabilización de la columna, sujete a la mama como siempre y coloque toallas o cobijas enrolladas bajo el lado derecho de la camilla para evitar este síndrome hipotensivo supino.

Historial y examen físico enfocados

Si la madre esta inconsciente, realice un examen físico rápido para localizar lesiones y otros problemas, luego obtenga los signos vitales y el historial más amplio que le sea posible.  Gran parte de esto puede efectuarse en la ambulancia camino al hospital.  Si la madre esta consiente, comience por hacer preguntas para el historial, lleve a cabo el examen físico enfocado y luego obtenga los signos vitales.

Historial SAMPLE

Obtenga un historial SAMPLE.  Las mujeres con antecedentes de problemas médicos y que toman medicamentos de prescripción, se embarazan de manera regular.

Algunas mujeres no sufren problemas médicos que requieran fármacos hasta que se embarazan.  Concéntrese no solo en el historial del embarazo sino también evalúen el historial SAMPLE.  Pregunte de manera específica a la paciente acerca de la atención prenatal.  Identifique cualquier complicación que pueda haber tenido durante el embarazo o que su médico haya discutido con ella acerca del parto.  Estas pueden incluir el factor Rh, el tamaño o posición del feto, o la posición o salud de la placenta.  Determine la fecha esperada de nacimiento, la frecuencia de las contracciones y el historial de embarazos y partos previos, y sus complicaciones, si las hay.  Determine si existe la posibilidad de que se trate de gemelos y si la madre haya tomado cualquier droga o medicamento.  Si se “rompió la fuente”, pregunte si el líquido era verde.  El líquido verde se debe al meconio (heces del feto).  La presencia del meconio puede indicar enfermedad del neonato; es posible que el feto aspire el meconio durante el nacimiento.  Cualquiera de estos son factores de riesgo fetales e indican la posible necesidad de reanimación neonatal.

Examen físico enfocado

Su examen físico enfocado, deberá concentrarse en el abdomen y en el nacimiento del feto.  Evalúe la duración y la frecuencia de las contracciones palpando el abdomen.  Esto se puede hacer en una parturienta consciente o inconsciente. Compare lo que siente con lo que mujer expresa con respecto al dolor de cada contracción.  Cuando sea apropiado y de acuerdo con el protocolo local, inspeccione la abertura vaginal en busca de la rotura del saco amniótico, el tapón mucoso y coronación si sospecha que es inminente el nacimiento. Asegúrese de proteger la privacidad de la mujer durante el examen.  Si la mujer tiene otras quejas como dificultas para respirar, un examen físico enfocado de su respiración puede ser importante; el punto central de este examen físico enfocado, debe basarse en su queja principal y su historial.

Signos vitales iniciales

Evalúe los signos vitales iniciales, incluidos la frecuencia, el ritmo y la calidad del latido cardíaco, así como también la frecuencia el ritmo y la calidad respiratoria, el color, la temperatura y la condición de la piel; el tiempo de relleno capilar y la presión sanguínea.  Preste especial atención a la taquicardia e hipotensión, las cuales podrían significar hemorragia o compresión de la vena cava, o hipertensión que quizás indicaría preeclampsia.  Es típico que la presión arterial de una mujer embarazada se reduzca ligeramente durante el embarazo.  Compare sus resultados con las presiones arteriales previas, de las visitas prenatales.  La hipertensión, incluso la presión ligeramente elevada, puede indicar problemas más graves.

Intervenciones

Remuerde que en la mayoría de los casos, el nacimiento es un proceso natural, que generalmente no requiere de su asistencia.  Cuando el parto presenta complicaciones como traumatismos u otros problemas, cualquier intervención que brinde a la mujer beneficiara al bebe.  Por ejemplo, si una mujer embarazada presenta un valor bajo de oximetría de pulso, también lo hará el bebe; por ende, administrar oxígeno a la mujer, mejorará los niveles de oxígeno en el feto.  Familiarícese con sus protocolos locales.

Examen físico detallado

Si el parto es inminente o si otras evaluaciones requieren de su atención, entonces difiera del examen físico detallado.

Evaluación continua

Su evaluación continua, deberá centrarse en la reevaluación de los ABC de la mujer, y en particular el sangrado vaginal después del nacimiento.  Repita la evaluación de los signos vitales y compare estos los iniciales.  La reevaluación frecuente de los signos vitales puede identificar la hipoperfusión de la perdida excesiva de sangre, debido al parto.  Revise de nuevo las intervenciones y el tratamiento para determinar si fueron edificases.  ¿Se ha reducido el sangrado vaginal con el masaje uterino?

Comunicación y documentación

Si su evaluación determina que el parto es inminente, notifique al personal del hospital mientras se prepara para este.  Si el parto no se ha iniciado en un lapso de 30 minutos, notifique al personal del hospital que va a estar de nuevo en tránsito sin el parto.  Este retraso en el parto, cuando los signos y síntomas indican un nacimiento inmediato, por lo general significa que existe un problema grave.  Solicite ayuda al personal del hospital para evaluar y clasificar la situación.  Asegúrese de notificar al personal del hospital receptor toda la información relevante, de manera que pueda preparar la respuesta adecuada.  Lo que usted diga, puede determinar si atenderán a su paciente en el departamento de urgencias o si ira directamente a la sala de partos.  Documente con cuidado, en especial el estado del bebe.  La obstetricia se encuentra entre las especialidades con más litigios en la medicina; la documentación precisa es esencial.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: