Archivos de etiquetas: trendelemburg

Tratamiento del choque hipovolémico o hemorrágico


Tratamiento del choque hipovolémico o hemorrágico

El tratamiento del choque hipovolémico o hemorrágico, incluye el control de todas las hemorragias externas obvias, previniendo la continuación de estas hemorragias, aplicando suficiente presión para controlarlas, inmovilizar (ferulizar) cualquier lesión de huesos y articulaciones y asegurarse de tener gran cuidado y delicadeza para manejar al paciente. Si no hay extremidades fracturadas, debe colocar al paciente en posición de Trendelemburg, elevando las piernas a 30 cm, manteniendo el torso en posición horizontal, lo que aumentara el flujo sanguíneo de la parte inferior del cuerpo al corazón, y mantendrá la presión no deseada fuera del diafragma.  Este método combate el choque usando la propia sangre del paciente para su mayor ventaja.

Aunque no puede controlar las hemorragias internas en campo, debe reconocer su existencia y proporcionar un soporte general enérgico.  Asegure y mantenga una vía aérea, proporcione soporte respiratorio, incluyendo oxigeno suplementario y si es necesario, ventilación asistida.

Comience con el oxígeno tan pronto como sospeche de un choque y continúelo durante el transporte; con poca sangre circulante, el oxígeno puede ser un salvavidas, asegúrese de que el paciente no aspire sangre o vómito y, lo que es sumamente importante, debe transportar al paciente tan rápido como le sea posible a la sala de urgencias.

Cuidados médicos de urgencia – hemorragia interna


Cuidados médicos de urgencia

Por lo general controlar una hemorragia interna o sangrado de órganos mayores, requiere de cirugía u otro procedimiento que deben ser practicados en el hospital.  Es importante que calme y tranquilice al paciente.  Mantener al paciente en calma y quieto, ayuda a la coagulación de la sangre.  Acto seguido, si no se sospecha lesión vertebral, coloque al paciente en la posición de choque.  Suministre oxigeno con flujo alto y ademan mantenga la temperatura corporal.  Con frecuencia en campo, puede controlar la hemorragia interna en las extremidades con solo inmovilizarlas, generalmente es muy eficaz una férula de aire; nunca debe usar un torniquete para controlar las hemorragias de heridas internas cerradas en los tejidos blandos.

Siga los siguientes pasos en los cuidados de los pacientes con posible hemorragia interna:

  1. Siga las precauciones ASC
  2. Mantenga la vía aérea con inmovilización de la columna cervical, si el mecanismo de lesión sugiere la posibilidad de una lesión vertebral
  3. Administre oxigeno con flujo alto y proporcione ventilación artificial, según sea necesario.
  4. Controle toda hemorragia obvia externa.
  5. Trate una hemorragia interna sospechada en una extremidad, con una férula.
  6. Vigile y registre los signos vitales al menos cada cinco minutos.
  7. No de al paciente ninguna bebida o nada por vía oral
  8. Eleve las piernas de 10 a 15 centímetros (6 a 12”) en los pacientes no traumatizados o , para ayudar el retorno de la sangre a los órganos vitales.
  9. Mantenga la temperatura corporal del paciente, mantenga caliente al paciente.
  10. Proporcione al paciente, transporte inmediato especialmente a los pacientes con signos y síntomas de choque o hipoperfusión.  Informe cualquier cambio en el estado del paciente al personal de urgencias del hospital.

Intervenciones – abdomen agudo


Intervenciones

Las quejas abdominales pueden variar desde problemas muy simples, hasta otros muy complejos.  Gran parte del tratamiento, dependerá de los signos y síntomas que encuentre durante su evaluación, por ejemplo: las alteraciones en la respiración pueden aliviarse con oxígeno, además de la atención sintomática, la mayoría de los pacientes con dolor abdominal, se beneficiaran con un buen apoyo psicológico y una posición adecuada.  Si un paciente está en choque, quizá necesite colocarlo en una posición de choque, modificada o posición de Trendelemburg.  Muchos preferirán permanecer sobre su costado o en posición fetal. Es posible que otros pacientes, requieran estar sentados para respirar con mayor facilidad.  Tener calma y ser profesional, le brindará al paciente la seguridad de estar siendo atendido.

POSICIONES ANATÓMICAS


POSICIONES ANATÓMICAS

Empleara estos términos para describir la posición en la que encuentre al img014paciente o decidir su traslado.

A-B Prona y supina

Estos términos se describen la posición del cuerpo.  El cuerpo está en posición prona cuando yace con la c  ara hacia abajo; el cuerpo está en posición supina cuando yace con la cara hacia arriba.

C. Posición de Trendelemburg

Fue llamada así en honor al cirujano alemán, Friedrich Trendelemburg, a finales del siglo XX.   Doctor Trendelemburg con frecuencia colocaba a sus pacientes en posición supina, con una inclinación de 45°,  ubicando los pies a un nivel mal alto que la cabeza, manteniendo la sangre circulando hacia el centro del cuerpo.  La posición Trendelemburg es aquella en la cual el cual el cuerpo esta sobe la férula espinal o la camilla en inclinación, quedándolos pies elevados de 15 a 30 cm.

D. Posición de Fowler

La posición de Fowler fue llamada así en reconocimiento al doctor George R. Fowler, cirujano estadounidense de finales del siglo XIX.  El doctor Fowler coloco a sus pacientes en esta posición semi-sentados, para ayudarlos a respirar más fácilmente y controlar la vía aérea.  Por tanto, se dice que esta posición de Fowler cuando un paciente está sentado en la camilla con las rodillas en ligera flexión.

E. Posición de choque

En la posición de choque, o posición de Trendelemburg modificada, la cabeza y el torso están en posición supina con las extremidades inferiores elevadas de 15 a 30 cm.  Esto ayuda a incrementar el flujo sanguíneo a

A %d blogueros les gusta esto: