Archivos de etiquetas: Comunicación y documentación

Evaluación continua – lesiones de abdomen y genitales


Evaluación continua

Repita la evaluación inicial y los signos vitales.  Reevalúe las intervenciones y tratamiento que ha dado al paciente.  Identifique tendencias en dolor, signos vitales; el progreso del tratamiento, le ayudara a determinar si la condición del paciente está mejorando o empeorando.  Los ajustes en los cuidados pueden hacerse en estos hallazgos objetivos.

Comunicación y documentación

Comunique el mecanismo de la lesión y las lesiones encontradas durante su evaluación.  El uso de la terminología médica y anatómica apropiada es importante; sin embargo, cuando tenga duda solo escriba lo que ve.  El contenido de su informe de radio dependerá de sus protocolos locales.  La información que proporcione ayudara al hospital a prepararse para el recibimiento del paciente.  La documentación de sus evaluaciones y tendencias en los signos vitales es una ayuda extremadamente importante para los médicos en la evaluación del problema, cuando el paciente llega a la sala de urgencias. La comunidad del tratamiento se mantiene cuando la sala de urgencias tiene un registro adecuado de sus hallazgos en la escena, así como de los tiramientos que ha proporcionado

Recuerde que también es un registro legal de sus cuidados.  Si sospecha de un asalto, es posible que tenga un requerimiento legal de informar al personal del hospital su sospecha.  Esto puede esperar hasta que ha entregado al paciente al hospital y tiene la oportunidad de discutirlo en privado con el personal apropiado.

Evaluación continua – LTB


Evaluación continua

Repita la evaluación inicial. ¿Sigue permeable la vía aérea?, ¿cómo está la perfusión?, ¿son eficaces los tratamientos que proporcionó para los problemas con el ABC, aun? ¿Cómo está mejorando el estado del paciente?    Reevalúe los signos vitales, la frecuencia cardíaca, las respiraciones, la tensión arterial y el nivel de conciencia, si están bien, esto será un buen indicador, que el paciente está tolerando el nivel de estrés .  Evalúe estos signos de manera constante y no las tendencias que indican si el estado del paciente está mejorando o empeorando.

Comunicación y documentación

Describa de forma verbal al personal del hospital todas las lesiones que encuentre.  Use descripciones anatómicas apropiadas.  Proporciones un recuento pormenorizado de cómo ha tratado esas lesiones.  Todos estos hallazgos son importantes para incluir en su comunicación verbal y escrita.  Su habilidad para comunicar de manera clara y precisa, permite a los médicos y enfermeras continuar con la calidad en los cuidados en el hospital.

Comunicación y documentación – estado de choque


Comunicación y documentación

Los pacientes que están en choque descompensado, necesitan intervenciones rápidas para restaurar una perfusión adecuada.  Es posible que el hospital tanga sugerencias de tratamientos para el aparato cardiovascular debilitado.  La mayor parte de las intervenciones para tratar el choque no requieren de orden médica determinada.  Por ejemplo: en algunos sitios permiten que el TEM-TUM-TES, le ponga al paciente un pantalón neumático anti-choque PNA, pero requiere de una orden verbal directa de la dirección médica antes de inflarlo.  Conozca y siga las directrices para el uso de un PNA.  Basado en los signos y síntomas encontrados en su evaluación, determine, si su paciente está en choque compensado o descompensado.  Documente estos resultados después de que le haya tratado.

Comunicación y documentación


Comunicación y documentación

En casos que incluyan una intensa hemorragia externa es importante reconocer, estimar y comunicar la cantidad de sangre perdida, que se ha producido y que tan rápido y por cuanto tiempo ocurrió.  Este es un desafío, en especial si la superficie es humada, absorbe líquidos o si el ambiente es oscuro.  Por ejemplo: puede informar que se perdió aproximadamente un litro de sangre o que la sangre empapo a través de tres apósitos.  Los ejemplos que use para describir la hemorragia no son tan importantes como describirla con claridad.  Con una hemorragia interna, describa el mecanismo de la lesión y los signos y síntomas que le hicieron pensar que está produciendo una hemorragia interna.  Durante el transporte comunique esta información al personal del hospital, para permitir que evalúen los recursos necesarios, como la disponibilidad de salas de operaciones, cirujanos y otros proveedores de cuidados de la salud.  Su informe de traslado al hospital debe actualizar al personal sobre cómo ha respondido el paciente a sus cuidados.  Asegure que su papeleo refleje todas las lesiones del paciente y los cuidados que ha proporcionado, llene minuciosamente el FRAP.

Comunicación y documentación – ahogamiento y buceo


Comunicación y documentación

Documente las circunstancias del ahogamiento y el rescate del agua.  El personal de la institución receptoría necesitará saber el tiempo que estuvo sumergido el paciente, la temperatura y claridad del agua y si hay posibilidad de lesión cervical.

Así como también necesitarán un perfil completo del buceo, con el fin de tratar de manera adecuada al paciente esta información se puede obtener de la bitácora de buceo o de los buzos compañeros del paciente.  Las pequeñas computadoras para buceo se han convertido en parte del equipo estándar para la mayoría de los buzos, pues registran información sobre las inmersiones o sumersiones en curso, tanto como las anteriores.  Asegúrese de llevar la computadora al hospital junto con el paciente y si es posible, lleve todo el equipo de buceo también, todo será útil para determinar la causa del accidente.  Asegúrese también de documentar la disponibilidad de dicho equipo.

Comunicación y documentación – lesiones por calor


Comunicación y documentación

Informe de manera oportuna al personal de la institución receptora, de que su paciente presenta insolación, porque es posible que se requieran recursos adicionales.  Documente las condiciones climáticas y las actividades previas a la emergencia.

Comunicación y documentación – intoxicaciones y envenenamientos


Comunicación y documentación

Una vez que haya completado su historial y examen físico enfocados, incluidos los signos vitales iniciales, comuníquese con l dirección médica para solicitar las intervenciones necesarias.  Notifique al hospital, toda la información que tenga acerca del veneno o la distancia en la cual tuvo contacto el paciente.  Si está disponible la hoja de datos de seguridad del material, llévela consigo y si no está disponible, pida a la compañía que se la envíe al hospital por algún medio, fax, escáner, mientras va en camino con su paciente hacia allá.  Esto ayudará a identificar la sustancia y a la disposición de intervenciones específicas así como también los posibles antídotos.

Comunicación y documentación – emergencias diabeticas


Comunicación y documentación

Determinar si el nivel de glucosa es demasiado elevado o bajo en un paciente con diabetes conocida, puede ser difícil cuando los signos y síntomas son confusos y carecen de un modo de medir el valor real de la glucosa sanguínea.  En estas situaciones, lleve a cabo una evaluación a fondo y comuníquese con él con el hospital, para que éste le ayude a aclarar los signos y síntomas.  El hospital deberá ser su recurso de apoyo, que le ayude a resolver situaciones y le proporcione orientación sobre cómo tratar al paciente.

Su informe es el único documento legal con el que cuenta, para constatar que se proporcionó la atención adecuada.  Documente con claridad los resultados de su evaluación y la base de su tratamiento.  Los pacientes que rechazan el transporte debido a que los “curó” con la glucosa oral, deberán recibir aprobación del hospital a través de la radio e incluso otra documentación más complicada.  Siga sus protocolos locales para los pacientes que rechazan el tratamiento o transporte.

Comunicación y documentación – convulsiones


Comunicación y documentación

Informe y registre sus resultados de la evaluación inicial y de las intervenciones realizadas.  Proporcione una descripción del episodio e incluya los comentarios de los testigos, en especial si presenciaron la convulsión del paciente.  Documente el inicio y documentación del episodio, ¿noto el paciente o expreso haber notado, el aura? Registre cualquier evidencia de trauma y de las intervenciones efectuadas.  Documente si esa es la primera convulsión del paciente o si este presenta antecedentes de ataques.  Si el paciente posee un historial de actividad convulsiva, con qué frecuencia se presentan los episodios?, tiene algún antecedente de estado epiléptico?  Cuando documente sus intervenciones, registre la hora en que se efectuó la interacción y las evaluaciones continuas.

A %d blogueros les gusta esto: