Archivos de etiquetas: células sanguíneas

EL HIGADO


EL HIGADO

El hígado es un órgano sólido, y grande que ocupa la mayor parte del área inmediatamente por debajo del diafragma, en el cuadrante superior derecho, y además se extiende hasta el cuadrante superior izquierdo.

Es el órgano solido más grande en el abdomen y tiene varias funciones.  Las sustancias venenosas producidas por la digestión son llevadas al hígado, donde se vuelven inocuas.  En este lugar se forman factores que son necesarios para la coagulación de la sangre y para la formación  del plasma normal.

El hígado para asistir en la digestión normal de la grasa produce entre 0.5 y 1L de bilis al día.  El hígado es el principal órgano para el almacenamiento de glucosa o almidón, para el uso de energía inmediato por el cuerpo.  También produce muchos de los factores que ayudan en la regulación apropiada de las respuestas inmunitarias.

Desde el punto de vista anatómico, el hígado es una masa grande de vasos y células sanguíneas, empacadas juntas apretadamente.  Es frágil y por su tamaño es lesionado con relativa facilidad.

El flujo sanguíneo en el hígado es alto debido a que toda la sangre que es bombeada a las vías gastrointestinales pasa al hígado, a través de la vena porta, antes de retornar al corazón.  Además el hígado tiene un abastecimiento generoso de sangre por sí mismo.  Ordinariamente, aproximadamente el 25% del gasto cardíaco de sangre 1.5L pasa a través del hígado cada minuto.

COMPONENTES DE LA SANGRE


COMPONENTES DE LA SANGRE

La sangre es un líquido rojo espeso, complejo, formado por plasma, glóbulos rojos llamados eritrocitos, glóbulos blancos llamados leucocitos y plaquetas.

El Plasma es un líquido amarillo pegajoso, que transporta las células sanguíneas y nutrimentos.  También transporta material de desecho a os órganos de excreción.  Contiene la mayor parte de los compuestos necesarios para formar un coagulo.

Las moléculas de hemoglobina que contienen hierro en los glóbulos rojos (eritrocitos) dan color a la sangre y transportan oxígeno.  Constituyen cerca del 45% de la sangre.

Los glóbulos blancos  (leucocitos) desempeñan su papel en los mecanismos inmunitarios y de defensa contra la infección.

Las plaquetas son diminutos elementos, con forma de discos, que son mucho menores que las células anteriores.  Son esenciales en la formación inicial del coagulo, mecanismo que detiene la hemorragia.

La sangre saldrá de manera intermitente de una arteria y es de color rojo brillante.

De una vena fluirá como una corriente regular y es de color rojo oscuro.

De los capilares, fluirá de muchos puntos diminutos individuales.  La coagulación toma entre seis y diez minutos

LOS CAPILARES


LOS CAPILARES

En el cuerpo hay millones de células y de capilares.

Los capilares son finas divisiones terminales del sistema arterial, que permiten establecer contacto entre la sangre y las células de los tejidos.

El oxígeno y otros nutrientes pasan de las células sanguíneas y el plasma en los capilares a las células de los diferentes tejidos a través de la muy delgada pared del capilar.

El dióxido de carbono y otros productos de desecho metabólico,  pasan en dirección inversa de las células, a la sangre para ser eliminados.

La sangre en las arterias tiene un color característico rojo brillante, debido a su hemoglobina que es rica en oxígeno.

La sangre en las venas es de color rojo azulado oscuro porque ha pasado a través de la red capilar y ha entregado su oxígeno a las células.

Los capilares se conectan directamente en un extremo con las arteriolas que regulan el flujo y el otro con las vénulas.

A %d blogueros les gusta esto: