Cuerpos extraños – lesiones de ojo


Cuerpos extraños

La órbita protectora que rodea los ojos, previene que objetos grandes penetren en él.  Sin embargo, cuerpos extraños de tamaño moderado, o menores, de muchos tipos diferentes, pueden entrar en el ojo y causar un daño significativo.  Aun un cuerpo extraño muy pequeño, como un grano de arena, situado en la superficie de la conjuntiva, puede causar una intensa irritación.

 

La conjuntiva se inflama y enrojece, trastorno conocido como conjuntivitis, casi de inmediato, el ojo inicia a producir lágrimas en un intento por expulsar hacia afuera el objeto de la irritación como una acción de “lavado” de las lágrimas.  La irritación de la córnea o la conjuntiva causa dolor intenso.  Es posible que el paciente tenga dificultad para mantener abierto el ojo, porque la irritación se agrava más por la luz brillante.

Si hay un objeto extraño pequeño sobre la superficie del ojo del paciente, debe usar solución salina normal para irrigar con cuidado el ojo.  Con frecuencia la irrigación con solución salina es estéril expulsara partículas pequeñas sueltas.  Si hay a mano una pera pequeña para irrigar o una vía aérea o cánula nasal, puede usarla para dirigir la solución salina hacia el ojo afectado.

Siempre dirija el chorro del lado de la nariz, del ojo, y hacia el exterior para evitar que el cuerpo extraño o la solución salina entre en el otro ojo.  Después de que ha sido expulsado por el chorro de solución salina, con frecuencia un cuerpo extraño dejara una pequeña abrasión en la superficie de la conjuntiva, razón por la cual el paciente quejara de irritación, aun cuando la propia partícula ha expulsada.  Siempre es una buena idea transportar al paciente al hospital para una evaluación posterior y asegurar un cuidado médico apropiado del ojo afectado. Por lo general la irrigación delicada no eliminara cuerpos extraños que estén impactados en la córnea o situados bajo el parpado superior.  Para examinar la superficie, tire de este hacia arriba y hacia adelante, si observa un objeto extraño en la superficie del parpado, puede ser capaz de retirarlo con un hisopo húmedo y estéril.

Nunca intente retirar un cuerpo extraño que este impactado en la cornea

  1. Pida al paciente que mire hacia abajo mientras prende las pestañas del parpado superior con el pulgar y el índice. Aleje con cuidado el parpado del globo ocular
  2. Coloque con cuidado un hisopo con punta de algodón de forma horizontal a lo largo del centro de la superficie exterior del parpado superior.
  3. Tire del parpado hacia adelante y hacia arriba, esto hará el parpado enrolle o pliegue hacia atrás sobre el hisopo, exponiendo la superficie interior del parpado
  4. Si puede ver un objeto extraño sobre la superficie del parpado, retírelo, con cuidado usando un hisopo con punta de algodón, húmedo y estéril.

Los objetos o cuerpos extraños varían en tamaño y van desde un lápiz hasta una esquirla de metal, y pueden impactarse en el globo ocular.

Estos objetos deben ser retirados por un médico.  Su cuidado implica estabilizar el objeto y preparar al paciente para transportarlo a cuidados definitivos.  Mientras más grande el objeto saliendo del ojo será más importante inmovilizarlo, para evitar que se produzca más daño.

Ponga un vendaje al objeto para darle soporte, cubra el ojo con un apósito húmedo y estéril, luego haga una argolla en forma dona con un rollo de gasa y rodee el objeto y un pequeño cojinete de gasa.

  1. Comience a preparar la argolla en forma de dona, envolviendo de manera circular un rollo de gasa de dos pulgadas alrededor de sus dedos las veces que sean suficientes para formar una dona del grueso apropiado, ajustando el diámetro interior.
  2. Retire la gasa enrollada, de sus manos y comience a envolver el resto de rollo de gasa de manera radial alrededor del anillo que ha creado
  3. Trabaje alrededor del anillo hasta que lo haya envuelto por completo y haya terminado la dona.
  4. Coloque con cuidado el anillo sobre el ojo y el objeto impactado, sin tapar el objeto. Puede entonces estabilizar el objeto y el anillo de gasa, enrollando una venda alrededor de la cabeza.  Vende tanto el ojo lesionado como el no lesionado, para minimizar el movimiento del ojo y prevenir más daño del globo ocular, pues un ojo se mueve cuando el otro lo hace.  Transporte a un servicio médico apropiado o especializado para el tratamiento.

En algunos casos, diversos cuerpos extraños de diferentes tamaños, en especial fragmentos pequeños de metal, quedan por completo infiltrados dentro del ojo.  El paciente ni siquiera puede conocer la causa del problema.  Sospeche tal tipo de lesión, cuando el historial incluya trabajo con metales tales como el repujado, la exposición a astillas, esmerilados, limaduras, etc.  Igualmente, si hay otros signos de lesión ocular.  Cuando usted vea o sospeche de un objeto impactado en el ojo, vende ambos ojos con un apósito voluminoso blando, para prevenir mas daño del ojo lesionado.  Su vendaje debe estar suficientemente flojo para mantener el parpado cerrado sin causar ninguna presión sobre el propio ojo.  El uso de esta técnica, evita el movimiento simpático o el movimiento de un ojo que causa que el otro se mueva, esto puede causar un daño adicional al ojo lesionado.  Este tipo de lesión debe ser tratada por un oftalmológo en forma urgente.  Pueden requerir de rayos X y equipo especial para encontrar el cuerpo extraño.

Anuncios

25.4 CUIDADOS DE URGENCIAS


25.4 CUIDADOS DE URGENCIAS

El tratamiento comienza con un examen minucioso para determinar el grado y naturaleza de cualquier daño.  Siempre realice su examen usando las precauciones del ASC, teniendo sumo cuidado de no agravar los problemas.  Esta buscando anormalidades o trastornos específicos que puedan sugerir la naturaleza de la lesión.

Por ejemplo, las lesiones contusas o penetrantes pueden producir parpados lacerados o hinchados.  La hemorragia poco después de una irritación o lesione puede causar una conjuntiva roja brillante.  Una cornea dañada pierde rápidamente su aspecto húmedo liso.   Veremos las lesiones más comunes de los ojos y sus cuidados de urgencias.

Comunicación y documentación – lesiones de ojos


Comunicación y documentación

La profundidad de la información dada en una llamada por radio, se basa en gran parte en el protocolo y la costumbre local.  Debe proporcionar suficiente información para que el personal del hospital tenga una “imagen” de lo que encontró en su evaluación.  La información que proporcione al hospital, ayudara al personal a prepararse mejor para recibir el paciente.  Si el sujeto traumatizado tiene varias lesiones y el ojo no es su más alta prioridad de todas maneras haga que el personal de hospital tenga conciencia del ojo, para que haya especialistas disponibles para tratarlo.  Cuando llegue al hospital, y de su informe verbal más detallado al personal, debe reflejar su informe por radio e incluir tratamientos adicionales y cambios en el estado del paciente desde su informe por radio.

Su informe en el FRAP (Formato de Registro de Atención Prehospitalaria), del servicio, debe incluir la que dio en su informe verbal.  Sea claro y conciso, pero incluya los detalles necesarios.  Recuerde que el FRAP es un registro legal de los cuidados que proporciono al paciente.  La información de cuanta vista o visión tenía el paciente estando bajo su cuidado puede ser importante más adelante.  Escriba todo lo que el paciente le diga, tal como “todo es borroso”, “puedo ver luz, pero no formas” o “no puedo ver con este ojo”.

Evolución continua – lesiones de ojos


Evaluación continua

Reevalúe las áreas examinadas durante la evaluación inicial, enfocándose en la vía aérea, respiración, pulso, perfusión y hemorragias.  Pregúntese, si son todavía adecuadas y reevalúe los signos vitales; los cambios en los signos vitales le ayudaran a saber si el estado de su paciente esta mejorando o empeorando.  Reevalúe también, las intervenciones y tratamiento que ha proporcionado.  Pregúntele al paciente sobre los cambios en la visión, desde que se inició su encuentro.  En presencia de lesiones serias, asegúrese de que el vendaje cubra está cubriendo aun los ojos, no este presionando el globo ocular.

Examen Físico detallado – lesiones de ojos


Examen físico detallado

Si el paciente está en condición estable y se han resuelto los problemas identificados durante la evaluación inicial, realice un concienzudo examen detallado como lo aprendió en el III MODULO. – Evaluación del paciente.

Muchas veces los tiempos cortos del transporte y el estado inestable del paciente, hacen que esta evaluación sea impráctica.  Cuando haya tiempos de transporte mas prolongados y las condiciones del paciente sean estables, practicar un examen detallado lo ayudara a afinar sus destrezas para futuras llamadas

Intervenciones – lesiones de ojos


Intervenciones

Inmovilice la columna vertebral del paciente si sospecha de lesiones vertebrales.  Sea cuidadoso al vendar lesiones del ojo; la presión sobre el ojo puede reducir su circulación y forzar a los líquidos del ojo a derramarse.  El resultado de cualquiera de esas situaciones puede ser la ceguera.  Su hay hemorragias intensas visibles en otras áreas del cuerpo, contrólelas.  siempre que sospeche de una hemorragia significativa, o si el paciente tiene signos y síntomas de choque, administre oxígeno en flujo alto y transporte rápido al hospital apropiado.  No retrase al transporte de un paciente seriamente traumatizado y lesionado por completar en campo tratamientos que no salvan vidas, como inmovilizar fracturas de las extremidades; en vez de esto, complételos camino al hospital.  Si el paciente está en una condición estable, proporcione los cuidados de urgencia apropiados para el ojo u ojos lesionados.

Historial SAMPLE – lesiones de ojos


Historial SAMPLE

A continuación, obtenga un historial SAMPLE de su paciente.  Si esta inconsciente, busque una identificación medica bajo la forma de un brazalete, collares o tarjetas en la cartera.  También puede obtener un historial SAMPLE de amigos o familiares que estén presentes.

Signos vitales iniciales – lesiones de ojos


Signos vitales iniciales

Evalué los signos vitales iniciales para observar los cambios que puede excrementar el paciente durante el tratamiento.  La tensión arterial, el pulso, el examen de la piel y las respiraciones, pueden indicar que tan bien el paciente está tolerando la situación. Una tensión arterial menor a 100 mm Hg, con un pulso débil, rápido y la piel fría y húmeda blanca o gris, debe alertarlo sobre la presencia de un choque.  Recuerde que debe preocuparse por la presencia de hemorragias vivibles en la cara y por hemorragias no visibles dentro de una cavidad del cuerpo.  Es probable que la evaluación de las pupilas se haya efectuado durante la evaluación de la lesión del ojo.

Examen físico enfocado – lesiones de ojos


Examen físico enfocado

En al paciente que tiene una lesión aislada con un ML limitado; como es común en muchas lesiones de los ojos, comience con un examen físico enfocado de los ojos y la cara.  Enfoque su evaluación en la lesión aislada, la molestia del paciente y la región afectada. Si el sujeto usa lentes de contacto, asegúrese de mantener el control de la hemorragia, note la localización y el grado de la lesión.  Examine el ojo lesionado y la región asociada a la cara implicada en una lesión potencial.  Evalúe los ojos en relación a la igualdad de la mirada: ¿se ven los ojos iguales?, ¿se mueven en la misma dirección?  si no es así, el paciente puede tener diplopía o visión doble.

Verifique el tamaño y respuesta de las pupilas, note la posible presencia de cuerpos extraños o liquido drenando del ojo.  Las pupilas deben ser redondas y reaccionar a la luz sin material obvio en el ojo ni lagrimeo excesivo.  Una pupila en forma de gota de lagrimar nos puede indicar una laceración del propio ojo.  Examine el globo ocular con relación con una posible hemorragia.  Si el ojo o los ojos del paciente están cerrados e hinchados, no intente abrirlos con fuerza.

Historial y examen físico enfocados – lesiones de ojos


Historial y examen físico enfocados

Después de completarse la evaluación inicial, determine que evaluación se efectuará a continuación:

Examen físico rápido

Si existe un ML significativo que tal vez afecta múltiples sistemas con múltiples lesiones, además de una lesión del ojo, debe practicarse un examen físico rápido con el uso de DCAP-BLS-TIC, para asegurarse de haber encontrado todos los problemas y lesiones.  En casos con hemorragias, es importante no enfocarse solo en el sangrado ni en las lesiones notorias que afectan el ojo; con un traumatismo intenso, debe evaluar con rapidez al paciente entero de cabeza a pies.  Esto lo ayudara a identificar lesiones ocultas y a preparar mejor su paciente para acondicionamiento y transporte.

A %d blogueros les gusta esto: