Cuerpos extraños – lesiones de ojo


Cuerpos extraños

La órbita protectora que rodea los ojos, previene que objetos grandes penetren en él.  Sin embargo, cuerpos extraños de tamaño moderado, o menores, de muchos tipos diferentes, pueden entrar en el ojo y causar un daño significativo.  Aun un cuerpo extraño muy pequeño, como un grano de arena, situado en la superficie de la conjuntiva, puede causar una intensa irritación.

 

La conjuntiva se inflama y enrojece, trastorno conocido como conjuntivitis, casi de inmediato, el ojo inicia a producir lágrimas en un intento por expulsar hacia afuera el objeto de la irritación como una acción de “lavado” de las lágrimas.  La irritación de la córnea o la conjuntiva causa dolor intenso.  Es posible que el paciente tenga dificultad para mantener abierto el ojo, porque la irritación se agrava más por la luz brillante.

Si hay un objeto extraño pequeño sobre la superficie del ojo del paciente, debe usar solución salina normal para irrigar con cuidado el ojo.  Con frecuencia la irrigación con solución salina es estéril expulsara partículas pequeñas sueltas.  Si hay a mano una pera pequeña para irrigar o una vía aérea o cánula nasal, puede usarla para dirigir la solución salina hacia el ojo afectado.

Siempre dirija el chorro del lado de la nariz, del ojo, y hacia el exterior para evitar que el cuerpo extraño o la solución salina entre en el otro ojo.  Después de que ha sido expulsado por el chorro de solución salina, con frecuencia un cuerpo extraño dejara una pequeña abrasión en la superficie de la conjuntiva, razón por la cual el paciente quejara de irritación, aun cuando la propia partícula ha expulsada.  Siempre es una buena idea transportar al paciente al hospital para una evaluación posterior y asegurar un cuidado médico apropiado del ojo afectado. Por lo general la irrigación delicada no eliminara cuerpos extraños que estén impactados en la córnea o situados bajo el parpado superior.  Para examinar la superficie, tire de este hacia arriba y hacia adelante, si observa un objeto extraño en la superficie del parpado, puede ser capaz de retirarlo con un hisopo húmedo y estéril.

Nunca intente retirar un cuerpo extraño que este impactado en la cornea

  1. Pida al paciente que mire hacia abajo mientras prende las pestañas del parpado superior con el pulgar y el índice. Aleje con cuidado el parpado del globo ocular
  2. Coloque con cuidado un hisopo con punta de algodón de forma horizontal a lo largo del centro de la superficie exterior del parpado superior.
  3. Tire del parpado hacia adelante y hacia arriba, esto hará el parpado enrolle o pliegue hacia atrás sobre el hisopo, exponiendo la superficie interior del parpado
  4. Si puede ver un objeto extraño sobre la superficie del parpado, retírelo, con cuidado usando un hisopo con punta de algodón, húmedo y estéril.

Los objetos o cuerpos extraños varían en tamaño y van desde un lápiz hasta una esquirla de metal, y pueden impactarse en el globo ocular.

Estos objetos deben ser retirados por un médico.  Su cuidado implica estabilizar el objeto y preparar al paciente para transportarlo a cuidados definitivos.  Mientras más grande el objeto saliendo del ojo será más importante inmovilizarlo, para evitar que se produzca más daño.

Ponga un vendaje al objeto para darle soporte, cubra el ojo con un apósito húmedo y estéril, luego haga una argolla en forma dona con un rollo de gasa y rodee el objeto y un pequeño cojinete de gasa.

  1. Comience a preparar la argolla en forma de dona, envolviendo de manera circular un rollo de gasa de dos pulgadas alrededor de sus dedos las veces que sean suficientes para formar una dona del grueso apropiado, ajustando el diámetro interior.
  2. Retire la gasa enrollada, de sus manos y comience a envolver el resto de rollo de gasa de manera radial alrededor del anillo que ha creado
  3. Trabaje alrededor del anillo hasta que lo haya envuelto por completo y haya terminado la dona.
  4. Coloque con cuidado el anillo sobre el ojo y el objeto impactado, sin tapar el objeto. Puede entonces estabilizar el objeto y el anillo de gasa, enrollando una venda alrededor de la cabeza.  Vende tanto el ojo lesionado como el no lesionado, para minimizar el movimiento del ojo y prevenir más daño del globo ocular, pues un ojo se mueve cuando el otro lo hace.  Transporte a un servicio médico apropiado o especializado para el tratamiento.

En algunos casos, diversos cuerpos extraños de diferentes tamaños, en especial fragmentos pequeños de metal, quedan por completo infiltrados dentro del ojo.  El paciente ni siquiera puede conocer la causa del problema.  Sospeche tal tipo de lesión, cuando el historial incluya trabajo con metales tales como el repujado, la exposición a astillas, esmerilados, limaduras, etc.  Igualmente, si hay otros signos de lesión ocular.  Cuando usted vea o sospeche de un objeto impactado en el ojo, vende ambos ojos con un apósito voluminoso blando, para prevenir mas daño del ojo lesionado.  Su vendaje debe estar suficientemente flojo para mantener el parpado cerrado sin causar ninguna presión sobre el propio ojo.  El uso de esta técnica, evita el movimiento simpático o el movimiento de un ojo que causa que el otro se mueva, esto puede causar un daño adicional al ojo lesionado.  Este tipo de lesión debe ser tratada por un oftalmológo en forma urgente.  Pueden requerir de rayos X y equipo especial para encontrar el cuerpo extraño.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: