Archivos del mes: 30 julio 2013

Recomendaciones por Actividad Volcánica.


GIF DE LAS INFOGRAFIAS

Gif animado

Anuncios

ROL DE LAS REDES SOCIALES VIRTUALES EN SITUACIONES DE EMERGENCIA O DESASTRES



Más que preguntarnos por el papel o rol a jugar por Twitter en situaciones de emergencia, la pregunta debería ampliarse e incluir a todas las redes sociales virtuales constituidas vía Internet.


Sabido es que el tema de las emergencias, desastres o catástrofes se está convirtiendo en nuestra sociedad globalizada en sucesos casi cotidianos que, gracias a una verdadera eclosión en el desarrollo de la tecnología de las comunicaciones, su masificación nos ha llevado al hecho concreto de vivir conectados permanentemente a los medios de comunicación, ya sea de manera individual o bien colectivamente, para satisfacer la avidez de información de todo tipo fomentada por los mismos, destacándose de entre ellos las llamadas redes sociales, tales como Facebook, Twitter, Sónico y Linkediln entre unos cuantos más, teniendo ahora que agregarse también, para este caso, la red VOST = Equipos Virtuales (ó Digitales) de Apoyo a Operaciones de Emergencia, voluntarios.


Como quiera que se llamen estas redes sociales, la función de Protección Civil se organiza por Ley, se regula por un Reglamento y su gestión (prevención del riesgo de desastre, su mitigación, la preparación para y la respuesta a una situación de emergencia, como asimismo la capacidad de resiliencia o recuperación de un evento crítico y su rehabilitación hasta volver a la normalidad) se desarrolla a partir de planes y programas de emergencia pre-establecidos. 


Pues bien, como una organización de Protección Civil se estructura sobre la base de reunir a una serie de organismos y servicios públicos y también privados, permítanme utilizar la estructura de una orquesta como símil para explicar que, así como cada grupo de ejecutantes tiene una tarea específica a cumplir dentro de ella, de la misma forma cada miembro de la orquesta “Protección Civil” tiene un rol específico a desempeñar dentro de esta organización. Por ejemplo: la Policía, delimitar y asegurar el perímetro; Bomberos, combatir el incendio y rescatar a personas atrapadas; SAMU, atención pre-hospitalaria de personas lesionadas; Servicios Sociales municipales: atención de damnificados, etc., etc. Si cada uno hace su parte, la operación (ó “ejecución musical”) dirigida y coordinada por su director ó, en el caso presente, por un profesional Administrador de Emergencias, será un éxito. 


De lo dicho en el párrafo anterior no resulta difícil deducir entonces que a cada una de las redes sociales que desee incorporarse como nuevo miembro de la organización de Protección Civil habría que “rayarle la cancha”, definiéndole a cada uno el ámbito de acción dentro del cual podrá actuar. Dentro de España, esta tarea le correspondería asumirla al Ministerio del Interior a través de la Dirección General de Protección Civil y Emergencias pero, por tratarse de redes de comunicación que no reconocen fronteras geográficas, más bien correspondería a Naciones Unidas, a través del programa ISDR/EIRD o PNUD definir este problema, Así como cada ONG tiene su campo de acción específico, lo mismo habrá de exigírsele a cada red social internauta que quiera incursionar en el campo de la gestión de desastres. 


Finalmente, enfatizar que todo mensaje dirigido a la población sólo debe ser entregado por la Autoridad 
Competente a través de los Medios de Comunicación Social reconocidos y con el propósito de darle a conocer la gravedad de una situación de emergencia en su justa medida, para disminuir la incertidumbre, ansiedad y conmoción natural, siendo éste el recurso más directo e inmediato para evitar la proliferación de rumores infundadas y una alarma injustificada.


Por: Jorge E. Gorigoitía Gándara
Prof. de Estado – Esp. Administración Prevención del Riesgo de Desastres

¿QUÉ PAPEL DEBE JUGAR TWITTER EN SITUACIONES DE EMERGENCIA?


El accidente de Santiago de Compostela del pasado 24 de julio ha puesto de manifiesto la necesidad de una coordinación y gestión de la información transmitida en situaciones de catástrofes a través de redes sociales y medios de comunicación.

La noche del miércoles Twitter fue un hervidero de mensajes con múltiples hashtags referentes a la tragedia y mucha desinformación que sólo permitió confundir a la ciudadanía sobre las necesidades a cubrir durante las labores de rescate. La coordinación de la información oficial de emergencias fue sólo posible gracias a las funciones de los llamados VOST,

Equipos de Voluntarios Digitales de Emergencias, que surgen ante la necesidad de gestionar las situacionesde urgencia y catástrofes en el 2.0 y de posicionar a la Administración como fuente oficial. vostespana
Estos grupos están formados por profesionales del mundo de las urgencias y emergencias (sanitarios, bomberos, periodistas, coordinadores de servicios de emergencias) con amplia experiencia en la gestión de información en redes sociales, que se encargan de difundir la información oficial en situaciones de este tipo, detectar y anular bulos y rumores y ayudar a la población mediante la divulgación de medidas de protección y actuación en emergencias.


La idea original surgió a principios de 2011 de la mano de Jeft Phillips que desarrolló el concepto Virtual Operation Support Team. Los incendios acontecidos en el verano de 2012 en nuestro país ( Redes sociales y Emergencias: el caso de ‪#‎ardevalencia‬ de @manyez) y la necesidad de cortar los bulos fueron el detonante para la creación de la cuenta @vostSPAIN que tiene ya 1.945 seguidores. Después se han ido creando grupos por Comunidades Autónomas y ya existe @VOSTmadrid, @VOSTandalucia, @VOSTgalicia o @VOSTlarioja. Los voluntarios twittean tanto desde las cuentas oficiales como desde sus cuentas personales con el hashtag ‪#‎VOST‬.


Una de sus voluntarias, Ester Gorjón @jesterhanny, enfermera de emergencias y vocal nacional de enfermería en la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (SEMES), nos ha hablado de las consecuencias que tiene una mala gestión de la información en Twitter durante las situaciones de emergencia. Para evitarlo, lo primero que debe haber es una cuenta “oficial” (del Ministerio, Administración, Comunidad Autónoma o Servicios de Emergencia) que se posicionará como referente y desde la cual se ofrecerá toda la información oficial, tanto a los medios como a la población en general.

El pasado miércoles hubo que esperar dos horas para que la Xunta de Galicia ofreciera datos sobre el accidente de tren en la capital gallega. Tampoco llegaba procedente de Renfe ni de Adif. “El problema de estas cuentas es que están gestionadas por personas que o no tienen experiencia en casos de emergencia y/o no tienen un protocolo establecido para actuar en estos casos”, afirma Gorjón. De ahí que, para formar parte de los VOST, sea necesaria una formación en catástrofes y emergencias. Otras fuentes oficiales con las que trabajan los VOST son las cuentas de los servicios de emergencias de cada comunidad.


Esa demora dio libertad, tanto a los medios como a los twitteros, de transmitir y retwittear muchísima información de muchas fuentes no oficiales, en algunos casos contradictoria. “La cantidad de mensajes transmitidos hizo que cuando fue necesario transmitir algo importante casi nadie lo viera, como ocurrió con las donaciones de sangre. Las televisiones y Twitter seguían informando de la urgencia de donantes cuando había un auténtico colapso.

Sin embargo, la cantidad de Tweets y RT impidió ver el aviso de que ya no hacía falta más donaciones”, explica Gorjón. El ruido creado y el mal uso de Twitter en estas situaciones entorpece las labores de rescate y de atención a las víctimas. Por otro lado, la capacidad de respuesta inmediata de Twitter hace que los llamamientos a la población se conviertan en perjudiciales si no se informa de manera correcta de las condiciones, como es el caso de los donantes de sangre donde no todo el mundo puede colaborar.


Otra clave importante para utilizar Twitter en casos de emergencias es la creación de un hashtag oficial que facilite la búsqueda de información. Como siempre, la fuente debe informar de cuál es esa etiqueta pero también los medios de comunicación deben ayudar. “Sería muy importante que las cuentas de los medios informaran de cuál es aquella de la que los ciudadanos se deben fiar”, explica.


Una de los primeros tweets de los VOST en casos de emergencias es la petición de dejar las wifis libres y no circular en coche. “En estos casos es muy importante que la gente se desplace a pie para dejar libres las carreteras por las que deben circular las ambulancias. También hay que tener cuidado con los números de teléfono que se habilitan para información de familiares, voluntarios, etc. En ocasiones se mezclan unos números con otros o no se explica adecuadamente para qué deben usarse y eso provoca colapsos en las líneas”, asegura Gorjón.


Los expertos en emergencias recomiendan que, ya que Twitter puede ser la fuente de información más rápida y de primer uso ante catástrofes, se utilice de manera correcta con información útil, veraz y, sobre todo, que no genere alarma social y ayude a las labores de rescate y atención de las víctimas.


Enviado por:
Ronimar Costa dos Santos
Presidente – Cruz Vermelha Brasileira Filial Santa Maria
Delegado de OIDETAM para o Brassil

TORMENTAS ELECTRICAS


Morbimortalidad por caída de rayos

Diariamente en el mundo se producen unas 44.000 tormentas y se generan más de 8 millones de rayos según el sistema de detección mundial de meteorología. Como anécdota, en España, el 7 de agosto de 1992 cayeron 32.000 rayos según el Servicio de Teledetección de rayos del Instituto Nacional de Meteorología.

La caída de un rayo a tierra es una de las amenazas más serias derivadas de una tormenta. Se produce cuando la diferencia de potencial entre la nube y la tierra supera la capacidad aislante del aire. El peligro puede no ser aparente: se dan casos de caída de rayos a más de 20 km de distancia del lugar en que descarga la tormenta.

Aproximadamente el 30% de las personas alcanzadas por un rayo mueren, y el 74% de los supervivientes quedan con discapacidades permanentes.

Más del 70% de los fallecimientos se dan entre junio y agosto y el 92% entre mayo y septiembre. Sólo muy ocasionalmente se produce alguno en invierno.

La probabilidad de ser alcanzado por un rayo es mucho mayor en el medio rural que en el urbano. Los altos edificios con estructura metálica protegen las zonas adyacentes y derivan a tierra la descarga eléctrica, al igual que los pararrayos. En el campo, los árboles, en particular los muy altos y aislados atraen especialmente a los rayos.

De las personas fallecidas, el 52% se dedicaban a actividades recreativas al aire libre (en el medio urbano los campos de golf fueron áreas de gran riesgo) en el momento de ser alcanzadas por el rayo y el 25% estaban trabajando. Entre los trabajadores más afectados por los rayos están los de la construcción y los agricultores (un número apreciable mientras conducían un tractor).

El mayor número de hombres dedicados a este tipo de actividad laboral probablemente explica la diferencia en mortalidad entre hombres y mujeres. También la mayor participación de estos en actividades recreativas al aire libre.

En España, desde 1941 hasta 1979 hubo alrededor de 2.000 muertos por rayo (1,6 muertos por millón de habitantes y año). Desde entonces estas cifras han disminuido sustancialmente, lo que seguramente tiene mucho que ver con el cambio de una sociedad rural a otra fundamentalmente urbana, con todas sus implicaciones. En el período 1990-2000 se produjeron 73 víctimas mortales por caída de rayos. En el año 2000 y 2001 se produjeron 7 y 4 fallecimientos por esta causa.

La afectación neurológica y cardiopulmonar son las más peligrosas y responsables de los casos fatales. Puede producirse asistolia, fibrilación ventricular o parada respiratoria por afectación directa del sistema nervioso central (centro respiratorio). También puede haber derrame pericárdico masivo o insuficiencia cardíaca severa.

Otras posibles lesiones incluyen quemaduras en las zonas por donde entra y sale el rayo y en las zonas de contacto con partes metálicas como joyas, pérdida de visión y audición, fracturas óseas, etc. Puede haber, además, confusión y pérdida de memoria.

MEDIDAS DE PREVENCIÓN ANTE LAS TORMENTAS

A) En el campo

– Si se van a realizar actividades al aire libre, conviene prestar atención a los partes meteorológicos durante la temporada en que son más frecuentes las tormentas (generalmente de mayo a septiembre) y no partir hacia media o alta montaña con riesgo claro de tormenta.

– Observar si el cielo se oscurece, si pueden verse relámpagos, si el viento arrecia o si se escuchan truenos. En tal caso conviene dirigirse inmediatamente a un lugar seguro.

– En verano tratar de acabar de ascender a una cumbre o terminar una salida o etapa antes de las cuatro de la tarde; a partir de estas horas es cuando se forma el mayor número de tormentas.

– Desistir de hacer cumbre o terminar una ruta en el caso de que veamos formarse un cumulo nimbo en clara progresión hacia la tormenta y en la dirección en la que nos dirigimos.

– En caso de sentir un cosquilleo en la piel, que se eriza el cabello y que los objetos metálicos o que terminan en punta metálica emiten un extraño zumbido parecido al de una colmena y se producen chispas o destellos la tormenta está próxima. Todos estos fenómenos se producen por el desplazamiento de las cargas eléctricas que generan las tormentas y significa que el aire en el que nos encontramos se ha vuelto conductor hasta el punto de que en ocasiones entre dos excursionistas cercanos entre sí y sin tocarse puede producirse una molesta descarga.

– En caso de notar alguno de estos fenómenos en medio de una tormenta el peligro es inminente porque significan que está a punto de caer un rayo. 

Retirarse de todo lugar alto: cumbre, cima, loma…, y refugiarse en zonas bajas no propensas a inundarse o recibir avenidas de agua.

 NUNCA echar a correr durante una tormenta y menos con la ropa mojada, esto es muy peligroso. Se crea una turbulencia en el aire y una zona de convección que puede atraer el rayo.

 Deshacerse de todo material metálico (piolets, bastones, mochilas con armazón, palas, azadones, rastrillos, palos de golf, paraguas, herramientas…) y depositarlo a más de 30 metros de distancia. Los rayos aprovechan su buena conducción. APAGAR WALKIE-TALKIES Y TELÉFONOS MÓVILES, cuyas radiaciones electromagnéticas pueden atraer los rayos.

 NUNCA refugiarse debajo de un árbol o una roca o elementos prominentes solitarios. Un árbol solitario por su humedad y verticalidad aumenta la intensidad del campo eléctrico. En cambio un bosque, aunque sea pequeño, puede ser un buen refugio. Cobijarse debajo de los árboles de menor altura.

 Alejarse de objetos metálicos como vallas metálicas, alambradas, tuberías, líneas telefónicas e instalaciones eléctricas, raíles de ferrocarril, bicicletas, maquinaria, etc. Lo más peligroso de un tendido eléctrico son sus apoyos, pues por su toma de tierra se descargan al suelo rayos que han caído incluso a kilómetros. La proximidad de grandes objetos metálicos es peligrosa incluso cuando no se esté en contacto con ellos, ya que la onda de choque producida por el rayo calienta sobremanera el aire lo que puede producir lesiones en los pulmones.

– En el caso de trabajo sobre tractores (agricultores), maquinaria de construcción, etc., abandonarlos mientras dure la tormenta. Tampoco debe trabajarse sobre andamios u otras estructuras metálicas.

 Alejarse de terrenos abiertos y despejados, como praderas, cultivos y campos de golf. En estas zonas una persona sobresale bastante del terreno y puede convertirse en un pararrayos. Es preferible quedarse debajo de un grupo de árboles, a ser posible de menor altura que otros de la zona.

 Aislarse del suelo y del contacto con charcos o zonas mojadas. Salir inmediatamente y alejarse de ríos, piscinas, lagos, el mar y otras masas de agua.

 Alejarse y NO refugiarse en pequeños edificios aislados como graneros, chozas, cobertizos…; las tiendas de campaña tampoco son seguras.

 NO refugiarse en la boca de una cueva ni al abrigo de un saliente rocoso, el rayo puede echar chispas a través de estas aberturas, algunas son incluso canales naturales de drenaje para sus descargas. Solo ofrecen seguridad las cuevas profundas y anchas, mínimo un metro a cada lado.

 La posición de seguridad más recomendada ES DE CUCLILLAS, lo mas agachado posible, con las manos en las rodillas, tocando el suelo sólo con el calzado. Esta posición nos aislará en buena medida al no sobresalir sobre el terreno. No debemos echarnos en horizontal sobre el suelo.

– Si notamos cosquilleo en el cuerpo, se nos eriza el cabello, o vemos brillar y echar chispas un objeto de metal HAY QUE adoptar la posición de seguridad de inmediato porque la descarga de un rayo es inminente.

 Si se va en grupo es aconsejable dispersarse unos metros y adoptar la posición y demás precauciones de seguridad.

– En caso de ir con niños, para evitar el pánico o el extravío, mantener contacto visual y verbal con ellos. Si un rayo afecta a una persona las demás en contacto pueden verse afectadas por la descarga, por esto mismo también es recomendable alejarse de rebaños y grupos de mamíferos.

 El mejor sitio para refugiarse a la intemperie durante una tormenta ES UN VEHÍCULO CERRADO.

Dentro debemos apagar el motor, bajar la antena de la radio y desconectarla, cerrar las ventanillas y las entradas de aire. En caso de caída de un rayo el vehículo se cargará sólo por el exterior mientras que el interior quedará intacto, fenómeno conocido como “Jaula de Faraday”. Debe evitarse tocar las partes metálicas del vehículo, incluso al salir de un vehículo que ha recibido una descarga. En caso de ir conduciendo y verse sorprendido por una tormenta conviene disminuir la velocidad y no detenerse en zonas por donde pueda discurrir gran cantidad de agua.

– Es totalmente falsa la creencia popular de que un rayo no cae dos veces sobre un mismo lugar.

B) En la vivienda, refugio o cabaña

 No asomarse al balcón o ventanas abiertas para observar la tormenta.

 Cerrar puertas y ventanas para evitar corrientes de aire pues éstas atraen los rayos.

 Alejarse de la chimenea y NO hacer fuego en ella o pagarlo si está encendido. De las chimeneas asciende aire caliente cargado de iones, lo que aumenta la conductividad del aire abriendo un camino para las descargas eléctricas actuando como un pararrayos.

– En caso de hallarnos en un piso o vivienda, hay que desconectar los electrodomésticos, los aparatos eléctricos y las tomas de antena de televisión, ya que el rayo puede entrar por las conducciones de electricidad y TV causando daños o la destrucción de estos objetos. Conviene permanecer alejados de las tuberías del agua y del gas y del teléfono o el ordenador. Todos estos objetos pueden conducir la electricidad y provocar electrocución. Dejar las luces encendidas, sin embargo, no aumenta el riesgo.

– Hay que posponer los baños, las duchas y el lavado de la vajilla o usar agua corriente para cualquier otro propósito hasta que la tormenta haya pasado porque a través del agua existe también riesgo de electrocución.

– Una buena manera de aislarse es sentarse en una silla que no sea de metal apoyando los pies en la mesa u otra silla que tampoco sean metálicas. Lo mejor es tumbarse en una cama o litera, más aún si son de madera.

 

PRIMEROS AUXILIOS EN EL CASO DE QUE UNA PERSONA SEA ALCANZADA POR UN RAYO

– La descarga eléctrica no permanece en la persona afectada por lo que puede atenderse con toda seguridad y debe hacerse inmediatamente.

– Si la persona está inconsciente, comprobar si hay pulso y respiración.

– Si tiene pulso pero no respiración, empezar la respiración boca a boca.

– Si no tiene pulso, comenzar las maniobras de resucitación cardiopulmonar.

– Las personas que sufren parada cardio respiratoria por un rayo tienen mayor probabilidad de salir de la misma que la que se debe a otras causas, por lo que es de la máxima importancia comenzar la reanimación cuanto antes.

– Comprobar si hay otras lesiones, tales como fracturas. En caso de sospecha de fractura vertebral evitar todo movimiento.

– Las quemaduras deben buscarse especialmente en dedos de manos y pies y en zonas próximas a hebillas, joyas, medallas, etc. Lo habitual es que haya dos áreas que presenten quemadura, correspondientes a las de entrada y salida de la corriente eléctrica.

– Mantener caliente a la víctima hasta la llegada de los equipos de urgencia.

– Si una persona alcanzada por un rayo se muestra tan solo aturdida y no parece presentar heridas de importancia, aun así debe recibir asistencia médica para valorar el impacto real del rayo sobre su organismo.

¿Tienes un plan de emergencia en caso de un desastre natural?


En algunos lugares los desastres naturales llegan de manera sorpresiva, otros pueden ser monitoreados por avances tecnológicos, pero la realidad es que nunca vamos a tener el suficiente tiempo para estar preparados. Sin embargo, puedes tener un plan. Te decimos cómo hacer un plan en caso de emergencia.

Plan familiar de emergencia 
El plan de emergencia familiar es un conjunto de reglas y procedimientos que nos ayudará a saber cómo actuar en caso de haber un percance. Las emergencias se pueden presentar de diferentes
maneras: desastres naturales (huracanes, incendios, terremotos, etc.) o causados por aspectos de la civilización.
Es cierto que no hay ningún lugar exento de una catástrofe, pero esto no debe ser motivo para vivir en pánico. El tener un plan de emergencia familiar no es ser pesimista o paranoico; es estar
preparado para situaciones inesperadas, saber cómo actuar durante una y reducir el estrés que pueden producir.

Un plan familiar para emergencias debe de incluir:
-Preparación antes de una emergencia
-Preparación para saber cómo actuar durante una emergencia
-Preparación para saber cómo proceder después de la emergencia

Pre-Paración antes de la emergencia
Cada lugar tiene una situación distinta; algunos lugares serán más propensos a terremotos, otros a huracanes y otros a inundaciones, es por eso que es necesario acudir a las instituciones
que nos ayudarán durante éstas situaciones. Organizaciones como protección civil, la cruz roja o el cuerpo de bomberos son fuentes de ayuda que nos pueden informar cuales son los diferentes tipos de emergencias paras los que debemos estar preparar. Además de las recomendaciones dadas por estas organizaciones usted puede instruirse en las necesidades que usted crea sean necesarias y apropiadas para su situación.

Una vez que usted haya reunido la información (no sólo de cuales son las catástrofes que puedan enfrentar; sino también formas de reaccionar) junte a su familia y empiecen a diseñar un plan en el cual deberán de incluir:
-Rutas de evacuación desde cualquier área de la casa. Es necesario tener por lo menos 2 rutas
de salida desde cualquier punto de la casa
-Lugares que serán sitios seguros en casos de no poder regresar a la casa.
-Maneras de mantener contacto en caso de estar separados al momento de la emergencia.
-Establezca una persona fuera del estado a quien se deberá llamar en caso de perder contacto con la familia. Asegúrese que todos los miembros de la familia sepan esta información
-Lugares y horas de reunión en casos de ser separados y no poder reunirse inmediatamente.
Ejemplo: Nos reuniremos en el parque “Jardines” a partir de las 7 de la noche. Durante las primeras semanas asistiremos todos los días. Después de un mes iremos los lunes, miércoles y viernes.
-Preparación y explicación de cómo usar un Kit de 72 Horas

¿QUÉ DEBO HACER DURANTE LA EMERGENCIA?
Mantenga la calma. Si usted no conserva la calma pondrá nerviosos a otras personas. Si usted está al cuidado de otras personas, ellos estarán más tranquilos si usted muestra tener calma, en
especial los niños, estos se sentirán seguros porque usted podrá protegerlos.
De acuerdo a la situación que se enfrente deberá decidir cómo proceder. Si usted no corre ningún riesgo dentro de su casa, el quedarse en ella sería lo ideal; pero de no ser así, actué de acuerdo a lo planeado y busque un lugar donde quedarse.

QUÉ HAGO DESPUÉS DE LA EMERGENCIA
1.- Vea que su familia esté sana y salva
2.- Si su casa ha sido afectada por la catástrofe o no está seguro si es un lugar en donde se puedan quedar, vaya a aquellos lugares seguros que fueron establecidos de antemano (refugios, la escuela, etc.)
3.- En caso de que una de las personas de su familia esté herida o necesite ayuda de algún tipo, vaya a un refugio. Tenga en consideración que en un desastre masivo los hospitales, doctores y
enfermeras estarán sumamente ocupados. Si la persona no está en una situación grave y tiene sólo una herida ligera utilice su kit de primeros auxilios y diríjase a un lugar donde los puedan ayudar, aclarando la gravedad de la situación.
Si la persona está con una herida grave, detenga el sangrado y llévelo a recibir ayuda profesional inmediatamente.

EN CASO DE PERDER CONTACTO CON ALGUN FAMILIAR
Mantenga la calma y proceda con el plan que habían establecido. Permanezcan juntos y diríjanse a un lugar donde sepan que estarán protegidos. Después de que su familia esté establecida, vaya a los puntos de reunión y siga lo planeado.

¿PUEDO AYUDAR A OTRAS PERSONAS QUE HAN SIDO VICTIMAS?
En momentos de una emergencia que afecte a toda una ciudad o comunidad (un terremoto, por ejemplo) primero asegúrese que su familia esté en un lugar protegido. Será muy probable que
encuentre a personas en el camino que necesitarán ayuda, en caso de no presentar un peligro para usted y de que no se separe de su familia, ofrezca ayudarlos. No importa lo difícil que la situación sea, es preferible que primero situe a su familia en un lugar seguro antes de ayudar a alguien.

Si usted se separa de su familia:
No podrá ayudarlos a mantenerse tranquilos y tanto usted como ellos estarán menos seguros en caso de separarse.
Tanto usted como ellos estarán en constante preocupación; no sabrá en donde están exactamente, puede ser que el lugar al que se dirigían no sea accesible y tendrán que buscar
otro lugar y perderá contacto con ellos.

¿QUÉ HAGO SI UNA PERSONA SE  ENCUENTRA ATRAPADA?
Una vez que su familia esté segura, diríjase a los cuerpos de ayuda y mencione su deseo de ayudar, ellos le dirán la manera de proceder. Si está capacitado con alguna forma de entrenamiento hágalo saber ya que se necesitará toda la ayuda posible.

Los delfines se llaman unos a otros por su nombre


Tras un experimento en el que grabaron los sonidos de un grupo de delfines, científicos descubrieron que estos mamíferos actúan como humanos: cuando escuchan su nombre, responden.

Un estudio descubrió que los delfines utilizan un silbido único para identificarse entre sí.

Los investigadores de la Universidad de St Andrews en Escocia encontraron que cuando los animales escuchan el silbido de su “nombre” responden a éste.

Para el estudio los científicos grabaron a un grupo de tursiops silvestres (o delfines nariz de botella), captando el sonido particular que emitía cada animal.

Después reprodujeron los sonidos utilizando altavoces submarinos junto con otros sonidos utilizados por poblaciones diferentes.

Encontraron que el primer grupo de delfines sólo respondía a sus propios llamados, y lo hacía silbando su propio sonido.

El doctor Vincent Janik, quien dirigió el estudio, dice que esto muestra que los delfines actúan como humanos: cuando escuchan su nombre, responden.

VOLCANES


A. CONOCE

*La actividad volcánica es natural y representa una amenaza debido a las emisiones de gases y materiales como rocas incandescentes y lavas.

*Estos materiales pueden ocasionar represamientos de ríos generando avalanchas.

*La actividad volcánica es monitoreada por el Servicio Geológico Colombiano, entidad encargada de emitir las alertas.

* Monitorea posibles represamientos en los cauces y avisa a las autoridades y a la comunidad en general.

B. REDUCE

*Averigua si estás en zona de amenaza volcánica.

*La mejor forma de reducir la vulnerabilidad es ubicarse lo más lejos posible de las zonas volcánicas.

C. PREPÁRATE Y RECUPERARTE

*Participa en los simulacros de evacuación ante amenaza volcánica.

*Reconoce los sistemas de alerta temprana para volcanes que tienes cerca.

*Conoce los sitios seguros y las rutas de evacuación.

*Alista el kit de emergencia.

*Evacua en calma hacia los sitios definidos, lejos de los cauces de los ríos.

*Ante emisión de cenizas cúbrete con tapabocas humedecido con agua o vinagre, cierra ventanas y puertas. Cubre con toallas humedecidas la parte inferior de las puertas.

*Regresa a tu vivienda cuando las autoridades lo indiquen.

*Utiliza una máscara para realizar la limpieza.

*Revisa las conexiones eléctricas, de gas y agua.

*En caso de destrucción consulta los sitios de alojamiento temporal del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo.

A %d blogueros les gusta esto: